sábado, 8 de abril de 2017

¡Menos mal! Es normal. Guía de desarrollo infantil por edades (Parte 2 - 4 a 6 años)

Muchas veces nos preocupamos por comportamientos de nuestros hijos que son perfectamente apropiados a su edad. Nos los imaginamos comportándose igual con 18 años y nos tiemblas las piernas. A eso se le llama criar desde el temor y es lo menos productivo del mundo.Criar desde el temor nos hace estar en guardia permanente, nos hace preocuparnos por cosas relativamente pequeñas, nos hace reaccionar de forma exagerada, nos impide responder de forma adecuada, nos dificulta ver más allá y sobre todo nos impide CONFIAR.


Para mí siempre ha sido importante tener ciertos conocimientos sobre el desarrollo infantil, para saber qué es normal y qué no, qué debe preocuparme de verdad, y qué es simplemente parte del aprendizaje que supone crecer. Unos de los posts que suelo revisar cuando quiero refrescarme la memoria sobre si algo es normal o no, es este de la web Hey Sigmund, una web de psicología con una base científica muy sólida, que describe lo que es normal por edades desde el nacimiento hasta la adolescencia. Puede que os suene porque ya traduje anteriormente de esta web el artículo "Enseñar a nuestros hijos cómo funciona el cerebro". En este caso, voy a utilizar varias fuentes, el post que mencionaba antes de la web de Hey Sigmund, que se llama "Phew! It’s Normal. An Age by Age Guide for What to Expect From Kids & Teens – And What They Need From Us", y este documento y este otro de la web likesidelink.com redactados por Diane Wagenhals que detallan lo esperable de las etapas de desarrollo desde los 18 meses hasta los 5 años, y desde los 6 hasta los 16 años  respectivamente, resumiendo la información recogida en los libros de la Dra. Louise Bates Ames, del Instituto Gesell para el estudio del Desarrollo Humano. Como va a ser mucha información, voy a dividirlos en 4 posts: 0-3 años, 4-6, 7-11, 12-16. Como siempre, la traducción está realizada por mí, que no soy traductora profesional, así que tendréis que disculpar cualquier fallo que tenga.

Por supuesto, esta información es meramente orientativa, no todos los niños se desarrollan igual, al mismo ritmo, ni de la misma forma. Por eso mismo es recomendable leer también las características de las edades que están en torno a la de tu hijo. Lo importante es fijarse que el niño va progresando en las etapas, aunque sea a un ritmo más lento que otros niños. También hay que tener en cuenta que hay etapas de equilibrio y etapas de desequilibrio, que típicamente suceden en torno a los 1/2 años. Es decir, en torno a los 2 años estarían en una etapa de equilibrio, y en torno a los 2.5 años en una de desequilibrio, que volvería a pasar a una etapa de equilibrio según el niño se acercara a los 3, para volver al desequilibrio a medida que se acerca a los 3.5 años. Y continuar así en ese vaivén continuo aproximadamente hasta la crisis de la mediana edad, allá por los 50 años...

Y por supuesto, como siempre, cualquier duda seria a cerca del correcto desarrollo de vuestros hijos, mejor consultarlo con su pediatra.

Sin más que decir, vamos allá con las características de los peques de 4 a 6 años, que son los que nos ocupan en el post de hoy.



Los cuatro años.
  • Comenzará a ser crítico y definirá el mundo en términos simples. Cosas y personas estarán bien o mal, serán buenas o malas, agradables o desagradables.
  • Comenzará a darse cuenta del poder de sus palabras y las usarán a veces para conseguir lo que quiere o para controlar a los demás. Su dominio del lenguaje aún estará en desarrollo, por lo que con frecuencia respaldarán lo que están diciendo con acciones (golpear, empujar, agarrar) o no verbales (tono, volumen, expresiones faciales, postura corporal).
  • Será competitivo.
  • Aún desdibujarán la realidad y la fantasía a veces. Podría contar mentiras, historias extravagantes o tener amigos imaginarios.
  • Aún está construyendo su sentido de sí mismo y experimentando con su  independencia, también podría ser obstinado, desafiante y mandón.
  • Hará todo tipo de cosas para evitar la hora de acostarse.
  • Puede tener pesadillas.
  • Podría desarrollar un miedo a la oscuridad o sentir ansiedad ante la idea de ser separado de los padres o cuidador.
  • Comenzará a disfrutar jugando con otros niños en lugar de simplemente a su lado.
  • Probará sus límites contigo, pero todavía estará dispuesto a complacer y ayudarle cuando puedan.
El apoyo que necesitan.
  • Cuando establezcas reglas, explícale por qué las reglas son importantes. Son curiosos y están desarrollando sus ideas sobre cómo funciona el mundo. No significa que lo "entiendan" de inmediato, o que lo cumplan.
  • Manten tus peticiones simples.
  • Quieren hacerte feliz desesperadamente. Hazles saber cuando ves un buen comportamiento.
  • No discutas con un niño de cuatro años. Simplemente no lo hagas. Ellos tendrán siempre la última palabra y si no tienen las palabras o un argumento sólido, simplemente seguirán preguntando 'por qué'.
  • Cuando se trata de un comportamiento inadecuado, pregunta qué pasó, pero no preguntes por qué lo hicieron. Preguntar "¿Por qué hiciste eso?" Sólo alentará una mentira porque el límite entre la fantasía y la realidad en el mundo de un niño de cuatro años es muy, muy laxo.
  • Cuando hacen algo mal, aplica consecuencias naturales o lógicas (cuidado con caer en los castigos) pero explica por qué el comportamiento es incorrecto y dile que sabes que podrán hacerlo mejor la próxima vez. Necesitan saber que usted cree en ellos - para poder creer en sí mismos.
  • Se consistente. Si no piensas que sea siempre importante hacer cumplir una regla, su hijo, comprensiblemente, pensará que no es no siempre será importante seguirla.
  • Anime su independencia pero recuerda que todavía son jóvenes. Deja que se comporten como personas pequeñas cuando estén estresados o cansados.
  • Déles muchos besos y abrazos, a pesar de que son "mayores ahora".


4 años (fase de equilibrio)

Descripción básica de los 4 años: Fuera de los límites

Otras descripciones que ofrece Gesell:
  • Expansivo
  • Presumido
  • Feliz
  • Exuberante
  • Aventurero
  • Energético
  • Mandón
  • Entusiasta
Más específicamente, el niño de 4 años:
  • Tiene energía para quemar, parece estar en movimiento perpetuo. Ama correr, saltar, escalar.
  • Es mucho más coordinado que en el año anterior.
  • Ha descubierto que el adulto no es tan poderoso como creía. El niño de cuatro años aprende que puede hacer cosas malas y que el mundo no se detendrá.
  • Quiere límites, quiere conocer las reglas y los límites. Puede entender instrucciones simples - "Puedes ir hasta donde está ese árbol", "Puedes jugar con todo lo que hay en el patio de recreo hasta donde está esa valla".
  • Cuando esté enojado, golpeará, pateará, escupirá. Necesita que los adultos intervengan si pierde el control de su comportamiento.
  • Típicamente no es una época tan estresante con lo que los padres no verán tantas formas de liberar tensión (los 3.5 años son una etapa álgida para las formas de liberar tensión: chuparse más el pulgar, morderse las uñas, hurgarse la nariz, tics, golpearse la cabeza, tocarse los genitales sobre todo los varones)
  • Le encanta ser alabado, responde a la alabanza.
  • Experimenta con el lenguaje hasta un extremo. Esta es una edad de "palabras escatológicas" - los niños de cuatro años se deleitan con el poder de las palabras para molestar o sorprender a los padres. Escucharás frases como "cabeza de popó" y "cara de pipí". También usarán palabrotas que han oído sin saber lo que significan, sólo porque provocan reacciones en la gente.
  • Está fascinado con las funciones del cuerpo, especialmente lo que producen los cuerpos. Un resultado es una fascinación con los baños.
  • Generalmente quiere privacidad al usar el baño
  • Exhibe emociones intensas y extremas: puede ir del amor al odio en un instante.
  • Está apasionadamente enamorado de su madre, y odia cuando cambia algo de su aspecto (Un nuevo estilo de pelo, ropa nueva). Amará u odiará ciertos alimentos, y a ciertas personas.
  • Ama cualquier cosa nueva - ama las aventuras, le encanta experimentar. Pregunta continuamente el por qué de las cosas. Por lo general, no está tan interesado en la mecánica exacta de algo, es decir, la parte de cómo funciona, sino más bien el propósito de algo, el por qué de él. Puede no tener la madurez intelectual para entender completamente las explicaciones.
  • Puede que repita una y otra vez la misma pregunta, porque puede no ser capaz de entender la explicación y puede que se sienta frustrado contigo y consigo mismo por no entenderlo. Sigue preguntando porque el deseo por entender permanece, pero no ha alcanzado la capacidad todavía.
  • Se está convirtiendo en un conversador: quiere tener discusiones, quiere usar Vocabulario nuevo y el poder que ha descubierto en el lenguaje. A veces pregunta "por qué" porque quiere tener conversaciones con el padre o madre y ha aprendido que esta es una manera de lograr eso.
  • Le encanta exagerar: "un millón de billones de hormigas en la acera", "tan alto como el cielo", "Tan grande como mi casa" y le encanta tontear con el lenguaje. Adora reír; Puede reírse de forma casi histérica. Le encanta presumir de ser el más grande, más fuerte, mejor, más feliz, más malvado, etc.
  • Tiene una imaginación muy activa, puede tener un amigo imaginario. Tiene problemas diferenciando lo real de lo imaginario. Como el niño de esta edad está tan atrapado en pensamiento imaginativo y el juego, los padres no deben etiquetar el comportamiento como "mentir" cuando un niño se inventa una historia. El niño no miente de la misma manera que un niño mayor podría mentir. Los niños de esta edad no deben ser castigados por decir mentiras, ni deberían creerse fácilmente cuando cuentan historias que juran que son verdad. ¡El padre sabio requiere pruebas reales antes de creer!
  • Puede gustarle historias violentas con mucha acción. Puede exigir detalles sangrientos, especialmente relacionados con la muerte. "¿Cómo es estar dentro de un ataúd?" "¿Cuánto tiempo se tarda para cavar el agujero." No entiende que la muerte es permanente; Espera que la persona mágicamente sea capaz de volver.
  • Le encanta ser rápido. Está menos interesado en completar algo que en empezarlo y pasar rápidamente a lo siguiente.
  • Socialmente, le encanta jugar con otros niños y está aprendiendo a jugar cooperativamente. Mucho más dispuestos a compartir y tomar turnos. Le gusta hacer grandes proyectos con un grupo. Le gusta tener amigos, le gusta conocer a nuevos amigos, quiere verse a sí mismo como amigo. Curioso acerca de las funciones corporales de los demás. Puede participar en el juego sexual, "jugar a los médicos".
  • Con respecto a los miedos, no tiene muchos. Puede temer el fuego y puede temer el sonido de sirenas. Puede tener miedo a la oscuridad, a los animales salvajes, a que se marche la madre, sobre todo por la noche.
  • En cuanto a su salud, puede que se resfríe con frecuencia y puede que tenga dolores de estómago en situaciones sociales, pueden necesitar orinar en situaciones difíciles o en las comidas. Puede que se olvide de ir al baño cuando está concentrado en el juego. Si se cae, puede que se golpee los dientes delanteros.
  • Intelectualmente, ha aprendido sobre el tiempo - puede entender pasado, presente, futuro. Entiende el concepto de días - hoy, todos los días, ayer, mañana, una semana, un mes, cada mañana, tarde, noche. Puede aprender sobre las estaciones y vacaciones. Puede comprender conceptos espaciales: arriba, abajo, adentro, hacia fuera, sobre, alrededor, debajo. A menudo está extremadamente interesado en lo que está detrás de las cosas. Puede querer mirar detrás de objetos y personas 
  • Físicamente puede contar tres objetos, puede recitar números de 1 a 10. Puede saltar en un pie. Puede lavar y secar la cara y las manos, puede cepillarse los dientes. Puede dibujar figuras humanas con dos partes: cabeza y piernas. Puede vestirse y desvestirse. Puede abrocharse los zapatos. Tiene aproximadamente 1550 palabras de vocabulario 
  • No está preparado para que confiemos en él con hermanos pequeños. Puede que prometa tener cuidado pero ser capaz de cumplirlo.


4.5 años (fase de desequilibrio)
  • Está más interesado en averiguar lo que es real y es imaginario
  • Es un poco menos salvaje.
  • Puede permanecer con una tarea un poco más tiempo
  • Las emociones son todavía bastante volátiles e inciertas: se ríe y llora fácilmente
  • Más persistente y exigente, menos fácil de distraer. Los comportamientos pueden parecer deliberadamente desagradables.
  • Tiene una nueva conciencia de lo que es "bueno" y "malo". Ama historias de la vida real que muestran quien es el bueno o la buena y quién es el malo o la mala.
  • Espiritualmente, le gusta la idea de que hay un Dios que es fuerte y un amigo. Le gusta decir oraciones y bendecir a todos. Un sentido del poder de Dios puede calmar algunos temores de la hora de acostarse
  • Puede tener dificultades para dormir.


Los cinco años.
  • Comprenderá la importancia de las reglas pero podría desviarse de las reglas al jugar. Las reglas tienden a ser "flexibles" - por lo menos para ellos.
  • Puede acusar a otros de hacer trampa si no ganan un juego.
  • Comenzará a mostrar empatía a comprender que otras personas pueden tener puntos de vista que son diferentes a los suyos.
  • Será capaz de compartir, pero todavía puede resultarle difícil, especialmente cuando se trata de sus cosas especiales.
  • Podría tener miedo al fracaso, la crítica y cosas espeluznantes como fantasmas o monstruos.
  • El período de atención comenzará a aumentar lo que tendrá un impacto en el tipo de discusiones que usted puede tener con ellos.
  • Podría parecer ser un "experto" en todo.
  • Disfrutará de gastar bromas y comenzará a desarrollar el humor "escatológico".
  • Buscará tomar sus propias decisiones, sobre todo en cuanto a qué se pone y qué come.
  • Si comienza en la escuela, puede que esté más triste, más sensible o más cansado que de costumbre. Es agotador tener que sentarse quieto y concentrado por largos períodos de tiempo.
El apoyo que necesitan.
  • Anímale a hacer cualquier cosa que haga que se mueva, especialmente si son actividades en grupo o en equipo. Le ayudará a desarrollar habilidades importantes como tomar turnos, llevarse bien con otros, trabajar juntos, negociar, llegar a acuerdos y ser buen ganador o perdedor.
  • Reserva tiempo cada día para jugar con tu hijo o pasar tiempo a solas. Esto le dará a  la oportunidad de dejarte entrar en su mundo, que siempre será uno de los mejores lugares para estar. Así podrás tener una idea de lo que está pasando en su maravillosa mente floreciente.
  • Continúa expandiendo la alfabetización emocional de su hijo nombrando y hablando sobre sentimientos.
  • Continúa manteniendo simples las reglas y trata de no tener demasiadas.


5 años (fase de equilibrio)
  • Una edad de oro - los niños de 5 años disfrutan de la vida. Mira constantemente el lado bueno de la vida. Utiliza el lenguaje positivo "¡Claro!", "¡Bien!", "¡Genial!", "Precioso!", "Maravilloso", "¡Me encanta ...!"
  • Está decidido a hacer las cosas "bien"
  • Puede pedir permiso incluso para cosas simples
  • Adora a los padres y los ve como la autoridade definitiva
  • Sentimientos fuertes por la familia, incluyendo mascotas
  • La madre es el centro de su mundo. Necesita seguridad de que es amado. Necesita y creerá refuerzos positivos de los padres. Quiere complacer. Quiere estar cerca de ella
  • Vive en el aquí y ahora
  • Se preocupa mucho por su propia habitación, casa, calle, barrio, aula
  • No tan aventurero como cuando tenía cuatro años. Más tranquilo por naturaleza. Le gusta la seguridad de lo que conoce. Capaz de juzgar lo que puede y no puede hacer, es decir, es auto-limitante. Por lo tanto, está más seguro y confiado
  • Menos resistente, no intenta probar que es su propio jefe
  • Puede protegerse de la sobreestimulación, es decir, conoce sus propios límites
  • No se preocupa mucho
  • Vive en y por el presente
  • Impresionado con sus propias habilidades aumentadas
  • Expansivo intelectualmente: Le encanta leer, aprender nuevos hechos, practicar la escritura
  • Con respecto al sueño: Puede tener pesadillas ocasionales. Puede que sueñe con frecuencia con animales aterradores. Algunos pueden todavía mojar la cama por la noche (no es nada por lo que preocuparse) Pueden inventar historias con violencia como tema principal
  • Puede que haya mejorado en su comportamiento con los hermanos
  • Puede sobreestimar sus habilidades para cuidar a los niños más pequeños
  • Con respecto al juego: Se lleva bien con otros. Jugar con dos es mejor que tres. Le encanta jugar a las casitas. Juega con bloques. Le encanta escalar, columpiarse, saltar y brincar
  • Todavía conserva el pensamiento mágico
  • Puede atribuir sentimientos humanos a objetos inanimados ("Está lloviendo porque el las nubes se enfadaron. ")
  • El concepto de muerte es más preciso y detallado: Todavía puede pensar que la muerte es reversible. A menudo puede que trate la muerte como algo normal y mostrarse ante ella carente de emoción.
  • Tiene menos interés en el juego sexual


5.5 años (fase de desequilibrio)
  • Cambios externos en el comportamiento: No es probable que obedezca. Se rebelará. Irá contra lo que se le pide que haga. Agresivo. Combativo. Vacilante. Indeciso a veces. Más exigente y explosivo en otras ocasiones. Tímido un minuto, audaz el siguiente. Desafía los límites para no hacer las cosas o hacerlas más lentamente
  • Emocionalmente en un estado constante de tensión con un aumento en los comportamientos para liberar tensión (masticar su ropa, morder o golpear lápices)
  • Más tranquilo en la escuela que en casa
  • Vuelven las rabietas
  • Físicamente aumentan los resfriados, dolores de cabeza, dolores en el oído, dolores de estómago. Le duelen los pies, le duele la cara.
  • Los accidentes de esfínter pueden ocurrir cuando están excesivamente excitados
  • Con respecto a las habilidades motoras: Inquieto. Más incómodo con su propia piel. Encuentra difícil sentarse quieto. Encuentra difícil mantener el agarre del lápiz
  • Visualmente: Pierde la orientación más fácilmente. Puede invertir números o letras (esta no es una buena edad para enseñar lectura o escritura)
  • Los padres pueden tener que considerar seriamente si su hijo de cinco años está verdaderamente preparado para comenzar primaria. Muchos niños de cinco años no están listos en todas las áreas importantes de preparación: Emocional, físico, social, así como en la intelectual que es a menudo la más destacada. La preparación en todas las áreas es crítica, no sólo para el éxito en primaria, sino para toda su vida académica.


Los seis años.
  • Es bastante probable que sepan mucho más que tú. Pregúntale si no.
  • Puede que empiece a tener rabietas de nuevo.
  • Puede que empiece a testar los límites, pero todavía querrá complacer y ayudar.
  • Buscará alabanzas por su trabajo escolar y por las cosas buenas que hace.
  • Tratará de dominar nuevas habilidades y sentirse competente.
  • Podría preocuparse por estar lejos de usted.
El apoyo que necesitan.
  • Alienta sus esfuerzos y reconócele cuándo han trabajado duro.
  • Alienta el esfuerzo por encima del resultado para ayudarles a desarrollar una mentalidad de crecimiento y una fuerte creencia en su capacidad de conseguir lo que se proponga.
  • Asegúrate de obtener el apoyo que necesita si tiene dificultades en la escuela.
  • Evita la alabanza excesiva o sin sentido y hazle saber que es especiales, pero también lo son otras personas.


6 años (fase de desequilibrio)

Descripción básica de del niño de 6 años: Cariñoso y desafiante
  • Expansivo y fuera de límites
  • Ruidoso
  • Exigente
  • Contrario
  • Competitivo
  • Violento
  • Combativo
  • Puede recordar a los padres a los 2.5 años
  • Necesita ser el más rápido, el mejor, el ganador
  • Tiene la necesidad abrumadora de hacer lo contrario
  • Puede ser ambivalente, puede tener problemas para tomar decisiones
  • Terco
  • El niño, no la madre, es el centro de la universo
  • Pasa de odiar a la madre a amarla; puede que tenga miedo de que se enferme, muera, no esté allí cuando regrese de la escuela
  • Puede que llore mucho: Se daña emocionalmente fácilmente. Llora fácilmente cuando se lastima físicamente
  • Cualquier dificultad es difícil para él / ella
  • No puede soportar perder o ser criticado
  • Adora ser halagado y alabado
  • Inseguro y por lo tanto, puede intentar sentirse más seguro siendo obstinado y arrogante
  • Puede ser muy entusiasta y aventurero
  • Hace muchas preguntas
  • Le gusta aprender y que le lean
  • Puede ser muy cariñoso
  • Frecuentemente invierte letras y números
  • Puede rebelarse a la hora de acostarse
  • Le gusta presumir
  • Dramático
  • Tiende a arrojar ropa por toda la casa
  • A menudo pierde zapatos
  • De repente parece torpe
  • Pueden rebuscar en las cosas privadas de los padres
  • Puede pensar que el padre lo sabe todo
  • Está en su mejor y peor momento con su cuidador principal.
  • Los padres pueden sentirse: Incompetente. Impotentes. Enfadados y perdiendo los nervios a menudo
  • Colegio: Quiere ser bueno en la escuela. Le gusta hacer lo que le dicen. Puede gustarle un maestro "estricto". Puede confundirse si las reglas escolares difieren de reglas en casa. La relación con el profesor no es tan intensa como será el año siguiente
  • Hermanos: Puede ser muy celoso. Puede ser muy mandón, especialmente con hermanos menores. Discute. Acosa (bully). Le gusta atormentar. Le gusta asustar. Le gusta pegar.
  • Amigos: Puede hacer amigos fácilmente, pero las relaciones tienden a ser tormentosas porque lo tempestuoso que es. Agresivo. Peleón. Beligerante. Excitable. Emocional. Hará trampa para ganar. Acusará a otros de hacer trampa
  • Comiendo: No coordinado. Se llena la boca. Habla con la boca llena. Agarra la comida sin esperar. Derrama la leche. Se cae de la silla. Come lentamente pero mucho. Quiere "el más grande"
  • La hora de acostarse es más fácil que con 5.5 años: Le gusta hablar antes de dormirse. Duerme bien
  • Eliminación: Ocasionalmente tiene algún accidente diurno. Se avergonzará mucho de esos accidentes 
  • Aumento de comportamientos para liberar tensión: Permanentemente inquieto. Manos siempre ocupadas. Se menea constantemente. Da patadas. Tiene rabietas, se muerde las uñas, se muerde el pelo o los lápices, se hurga la nariz.
  • Muchas quejas de salud: Le dueles las piernas. Le duelen los brazos. Le duele la espalda. El cuero cabelludo está muy sensible. Membranas mucosas muy sensibles y fácilmente irritadas. Pico de las infecciones del oído. Se queja de que hace demasiado calor y suda mucho. Se contagia fácilmente. Aumento de las alergias. Más accidentes. Odia ver sangre y cualquier cosa que penetra en el cuerpo. Se queja muchísimo cuando se hace daño


6.5 años (fase de equilibrio)
  • Un poco más tranquilo que con 6 años, pero no tanto como a los cinco años
  • Intelectualmente muy animado: Le encantan los desafíos intelectuales. Muestra los logros con orgullo
  • Le encantan los chistes y los juegos de adivinanzas
  • Más cálido y cariñoso
  • Ama de nuevo a la madre
  • Entusiasmo ilimitado
  • Le encanta explorar
  • Empático
  • Agradecido
  • Gran capacidad para disfrutar de la vida


Así que ya sabéis, ¿tu hija de 4 años se masturba? ¡Tranquila, es normal! ¿parece de repente obsesionado con historias de violencia y muerte? ¡Normal también! ¿te preocupa que un par de niños jugando en el parque hayan rechazado a tu hija? No es que la hayan rechazado, es que prefieren jugar por parejas porque jugar entre tres es más difícil y requiere más esfuerzo.

Tener esta información es una forma maravillosa de liberarse del miedo. No quiere decir que no tengas que hacer nada, pero podrás actuar desde la calma y la cabeza fría de saber que tu peque de 4 años es un niño normal en lugar de un pequeño proyecto de sádico sociópata obsesionado con la muerte y el sexo. Vale, probablemente he exagerado, pero a veces los miedos nos llevan a pensar de nuestros hijos barbaridades como estas. Y la cosa es que cuando reaccionamos de forma exagerada a cosas que son típicas de la edad, nos arriesgamos a convertir lo que sería simplemente una fase que pasará en algo más grande con probabilidades de quedarse. Así que tranquilos, que es normal.

Espero que os estén resultando útiles estas entradas. La próxima será sobre las edades de 7 a 11, y de 12 a 16.

Quiero seguir formándome para poder ayudaros más y mejor pero los cursos de crianza son muy caros. Si te ayudan mis posts y quieres que siga trayendo contenido de calidad, ahora puedes ayudarme haciendo una pequeña donación. ¡Muchísimas gracias!


Si tienes alguna pregunta o comentario que hacerme, o si tienes algún truco o sugerencia más que quieres aportar puedes hacerlo a través del blog, de la página de Facebook o de la cuenta de Instagram. Y si te ha gustado la entrada o crees que podría ayudarle a alguien que conoces COMPARTE.


¡Mil gracias por leerme!

¡Feliz Crianza!

0 comentarios:

Publicar un comentario

¡No te pierdas nada! ¡Suscríbete!

Suscríbete al boletín para recibir lo último en tu correo electrónico

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

Mis artículos de crianza favoritos Copyright © 2012 Design by Ipietoon Blogger Template